Novedades

Bugatti ya no quiere récords de velocidad

Stephan Winkelmann, presidente de Bugatti, afirmó que "desde ahora nuestras mentes y concentración estarán en otros proyectos".

Bugatti ya no quiere récords de velocidad

Así es. Después de que Bugatti superó la barrera de las "300 mp/h" (482,8 km/h) con un prototipo de Chiron "Longtail", anunció oficialmente su retiro en cuanto a récords de velocidad se refiere.

La carrera por los vehículos de producción más rápidos del mundo tiene casi tantos años como el mismo vehículo de producción, pero desde que Bugatti apareció con el Veyron se han mantenido como uno de los líderes mas famosos en esta competencia, incluso frente a otro fabricantes que han querido hacerles contrapeso, como Koenigsegg o Hennessey.

Es más, no mucho antes de los que estamos hablando, el EB110 marcó el récord de velocidad máxima en 351 km/h, aunque probablemente debido a la época en la que ese auto hizo sus méritos, no obtuvo la misma popularidad del Veyron ni la que ahora forma el Chiron.

Lo que resulta impactante es que hace cosa de dias nos enterábamos que Bugatti, con un prototipo de Chiron tipo "longtail", alcanzó los 490,84 km/h e instantes más tarde vemos que el presidente de la marca, Stephan Winkelmann, anuncia que han cumplido con las expectativas de sus seguidores y que abandonarán la búsqueda de nuevos récords de velocidad.

"Esta fue la última vez para nosotros. Fuimos los primeros en lograr este increíble hito y grabamos nuestros nombres en los libros de historia para siempre. Desde ahora nuestras mentes y concentración estarán en diferentes proyectos, pero una cosa es segura, vamos a tener un gran futuro por delante", dijo Winkelmann en el video adjunto a esta nota.

Sin embargo, uno de los comentarios respecto a esta hazaña de 490,84 km/h es que el Chiron usado es un prototipo, tal como dijimos unas líneas más arriba, y por lo tanto, técnicamente, no es un vehículo de producción en serie como sí lo es el Chiron "normal".

Cabe la posibilidad, de todas maneras, de que esta sea la primera unidad de pruebas de desarrollo de un posible y futuro Chiron Super Sport que el mismo directivo de Bugatti admitió que podría llegar a producción y que podría ser una versión conmemorativa de este récord, con una velocidad máxima limitada electrónicamente a una cifra no mayor a la ya alcanzada.

Sobre el prototipo en sí sabemos que monta una versión del W16 de 8 litros que proviene intacto desde el Centodieci, lo que significa que alcanza 1.600 caballos de fuerza. Además, la carrocería fue alargada en 25 centímetros, particularmente en la cola, y dejó guardado en la fábrica el alerón activo para mantener la carrocería plana y reducir la resistencia aerodinámica.

También adoptó un sistema de suspensión adaptativa permanente que mediante láser lee el camino adelante para regular la altura del auto al mínimo posible y disminuir así la resistencia del aire al avance.

Otro detalle es que los Michelin Pilot Sport Cup 2 debieron ser reforzados para resistir hasta 5.300 G de fuerza, pero capaces de seguir siendo legales para su uso de calle. ¿Cómo supieron que podrían aguantar? En su desarrollo fueron probados en velocidades de hasta 511 km/h y analizados con rayos X.

Después de todo, en algo estamos de acuerdo: "¡Vive la marque!", como enunció Wilkenmann para cerrar el comunicado, lo que quiere decir "¡Viva la marca!", en francés.

Bugatti se retira oficialmente de lso récords de velocidad

¿Qué opinas? Cuéntanos